Sandra Pettovello desautorizó a Guillermo Francos luego de que el jefe de Gabinete apuntara contra la justicia por ordenar entregar los alimentos. La titular de Capital Humano terminó acatando una cautelar e informó el plan de distribución a Sebastián Casanello.

Pettovello se había mostrado días atrás con Francos durante un café de bienvenida en una confitería céntrica. En medio de los días más oscuros de su gestión, la ministra eligió preservarse y no hizo caso a los predicamentos del jefe de Gabinete.

«A vos te parece que un juez federal o una cámara federal puede decirle al gobierno, al Poder Ejecutivo, ‘mándenme el plan de distribución de alimentos’. ¿Quién se cree que es la justicia?», cuestionó Francos con inusual dureza.

La declaración sorprendió: como bien sabe Francos, el Poder Judicial tiene la potestad de controlar los actos de gobierno. De hecho ese fue uno de los argumentos que utilizó la Cámara Federal para responderle a Leila Gianni, la representante de Capital Humano.

Pettovello desautorizó a Guillermo Francos para no hundirse más con la crisis de los alimentos

«No hay separación de poderes. ¿Y si la política del gobierno no es esa? ¿Y si la política del gobierno es utilizar esos alimentos, como se dijo, para una situación de emergencia?», se indignó Francos en una entrevista en Radio Rivadavia.

Las palabras del ministro coordinador no convencieron a Pettovello. Horas después, Capital Humano terminó admitiendo su derrota ante la justicia. La ministra enfrenta un complejo panorama judicial que incluye denuncias penales en su contra. Como contó LPO, el escándalo de los alimentos retenidos puso en crisis a la funcionaria predilecta de Javier Milei.

Pettovello amenazó en varias oportunidades con renunciar, pero aún sigue teniendo la banca de Javier Milei, no así de su hermana Karina, a quien maldijo a los gritos días atrás.

«Venimos a informar que nos encontramos realizando todos los esfuerzos necesarios para cumplir en tiempo y forma con el mandato de V.S.», capitularon desde Capital Humano.