En medio del conflicto entre los países, el Ejército surcoreano informó que Corea del Norte lanzó más de 260 globos con deshechos y hay alerta en la zona. Las autoridades le solicitaron a sus residentes que permanezca en sus casas y que no se acerquen a las bolsas que llegan atadas.

De acuerdo a lo informado por la agencia surcoreana Yonhap, todo sucedió tres días después de que el gobierno amenazó con enviar “montones de porquerías” a través de la frontera en represalia por los folletos contra el régimen de Kim Jong-un que unos activistas surcoreanos habían enviado al país vecino a principios de mes.

“Montones de papel usado y basura pronto se esparcirán por las zonas fronterizas y en el interior de la República de Corea y experimentará directamente cuánto esfuerzo se requiere para eliminarlos”, dijo el viceministro de Defensa de Corea del Norte, Kim Kang Il, en una declaración a medios estatales este domingo.

Finalmente, en la noche de este martes, comenzaron a llegar globos con basura y excremento en el norte de Seúl, la capital de Corea del Sur, y en la región fronteriza. Es por eso que ahora las autoridades provinciales solicitaron “abstenerse de realizar actividades al aire libre”.

Basura que fue trasladada por un globo y terminó esparcida en la calle. (Foto: Oficina presidencial de Corea del Sur via AP)
Basura que fue trasladada por un globo y terminó esparcida en la calle. (Foto: Oficina presidencial de Corea del Sur via AP)Por: AP

Asimismo, le pidieron a los vecinos que presenten un informe en la base militar o comisaría más cercana si detectaban un objeto no identificado.

En las imágenes que se viralizaron en redes se pueden ver bolsas de basura atadas con una soga a globos blancos de gran tamaño. Según informaron, se encontró papel higiénico, tierra y baterías, entre otras cosas. Además, la agencia de noticias Yonhap informó que “algunos de los globos caídos llevaban lo que parecen ser heces a juzgar por su color oscuro y su olor”.

Los efectivos y los militares recorrieron la zona levantándolas de las calles. El ejército de Corea del Sur condenó el acto como una “clara violación del derecho internacional”. “Amenaza gravemente la seguridad de nuestro pueblo. Corea del Norte es totalmente responsable de lo que suceda debido a los globos y advertimos severamente a Corea del Norte que detenga inmediatamente esta acción inhumana y grosera”, expresaron.

A principios de este mes, un grupo activista de Corea del Sur aseguró que había enviado 20 globos con folletos anti-Pionyang y memorias USB que contenían música pop y videos coreanos a través de la frontera.

En diciembre de 2020, el parlamento de Seúl aprobó una ley que penaliza el lanzamiento de folletos propagandísticos anti-Pionyang, sin embargo, recibieron críticas y preocupaciones por la libertad de expresión y los derechos humanos.

El lanzamiento de globos de un país a otro no es algo novedoso. Tanto Corea del Norte como Corea del Sur se utilizaron en sus campañas propagandísticas desde la Guerra de Corea, en la década de 1950.