El gobernador Jorge Capitanich mantuvo este jueves por la tarde una reunión con referentes de 26 Centros de Jubilados y Pensionados de la provincia, junto a quienes analizó una agenda de trabajo para la ejecución de obras de infraestructura y provisión de equipamiento de cada una de las instituciones que, en el Chaco, nuclean a más de 97.000 afiliados.

“Trabajamos en la clasificación entre los centros de jubilados que tienen título de propiedad del terreno o del inmueble que habitan, y los que no lo tienen. Para lo que no tienen, estamos trabajando en soluciones a largo plazo. Dentro de 30 días, con la participación de PAMI, vamos a asignar recursos a través de un convenio con municipios para poder resolver las dificultades”, confirmó Capitanich.

“Son múltiples las situaciones que ocurren, pero todo hace al desarrollo de la infraestructura y el equipamiento para mejorar la capacidad de atención de los 97.000 afiliados de PAMI a lo largo y a lo ancho de nuestra provincia”, aseguró el mandatario.

El encuentro contó con la participación del director ejecutivo del PAMI Chaco, Roberto Sandoval, y la coordinadora ejecutiva, Florencia Ramírez; y representantes de los Centros de Jubilados y Pensionados de la provincia.

Los Centros de Jubilados y Pensionado son el principal espacio de participación alrededor del cual las personas mayores se organizan colectivamente y por eso desde PAMI se colabora con el desempeño de los mismos a través del Programa Nacional de Subsidios Solidarios a Centros de Jubilados y Pensionados, el cual comprende la Asignación Universal por Centro y el subsidio de Fútbol para Todos los Centros, y el Programa Buen Vivir, que agrupa subsidios económicos destinados a los servicios complementarios correspondientes a actividades no grupales de cuidado que brindan los centros.

A su turno, el titular de PAMI Chaco, Roberto Sandoval, definió el espacio como “una reunión de fortalecimiento, para poder encarar un programa y poder ver el tema de infraestructura de los centros de jubilados y jubiladas”. Recordando que muchos espacios no cuentan con lugar propio, explicó que uno de los ejes es “trabajar para que puedan tenerlo”, y los que cuentan con uno puedan “mejorar las condiciones edilicias de los espacios lúdicos y de esparcimiento y también de atención médica”.